6 may. 2009

Respuesta


¿Quién y por qué?-Me preguntaste.
Por miedo a mi mismo no conteste.
Amiga, yo deseo decir lo que siento,
pero se que no le importa y me miento.
Se que al hablar me sería indiferente,
por eso callo y oprimo mi amor muy fuerte...
Ella sabe de la elocuencia de mi silencio,
sabe todo porque todo le digo... en silencio.
Callo y me burlo de mi sentir y mi pena,
así no lo haga ella, así evito otra pena.
Disfrazo mi dolor para que parezca absurdo,
para que no le parezca a ella que es absurdo.
Me desvivo por decirle éstas palabras al oído,
pero temo la tortura de no ser correspondido.
Ella sabe del tormentoso castigo de no poder amar,
pero no sabe que espera lo que a su lado puede estar.
Yo le escribo sobre esta condena, para que no se olvide
que es el dolor y que desamor con melancolía se mide.
Se que vivimos en mundo mega superficialista,
y yo no soy parte de la élite que endulza la vista...
En mi atlántico pecho se clama por revolución,
mis labios cansados claman del silencio la abolición.
Pero tengo miedo al rechazo, y este dolor separatista
es el infame nuevo dictador de mi amor imperialista.
Matías Humarán

No hay comentarios.:

Publicar un comentario