28 abr. 2009

Vos, nosotros y yo



No soy sino ese loco excéntrico
que muere sediento en tu fuente,
soy hielo en tu mundo hirviente,
el tesorero de un sentimiento ilógico.



Vos, sos el discurso de mi silencio,
el rocío dulce nutriendo mi trigo.
El único demonio que yo bendigo,
el sueño persistente que presencio.



"Nosotros" es el motivo no secreto
del conflicto que volvió a este querer indigente.
Es un perverso espejismo, es un delirio impotente.
Pero de mi persistente desilución soy discreto.



Este querer es el seco escudo de un tortugo,
perdido en tu desierto con su depresión
de polvillo que es, por tu insensible deserción,
de mi ilusión de húmedo objetivo, cruel verdugo.




Matías Humarán
Tuku

No hay comentarios.:

Publicar un comentario